Primera víctima mortal por accidente en Patinete Eléctrico

victima patinete

La compra de un patinete eléctrico se ha vuelto lo más común del mundo en estos tiempos. Pero no todo es alegría, comodidad, y facilidad de transporte.

Ha ocurrido la catástrofe que podía ocurrir. Ha muerto una persona que conducía un patinete eléctrico. Las circunstancias de la muerte no están del todo claras, y aún está siendo investigado el asunto.

Hay que tener en cuenta que cuando conducimos un patinete eléctrico, hay que adoptar siempre ciertas medidas de seguridad vial.


Un vecino de Lloret de Mar se transforma en la primera víctima mortal por un accidente de patinete eléctrico en la provincia de Gerona. El fallecido, de treinta y cinco años y de origen senegalés, padeció el accidente el 1 de febrero y murió tras 3 días en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del centro de salud Josep Trueta al no poder superar las heridas provocadas por la caída.

La víctima no llevaba casco de patinete eléctrico en el instante del accidente y fue una patrulla de la Policía local quien lo halló inconsciente y ensangrentado en el suelo de la calle Joan Labios. Los agentes emplearon un desfibrilador automático (DEA) para reanimar al hombre, que fue trasladado por el Servicio de Urgencias Médicas (SEM) al centro de salud Trueta y también ingresado en estado crítico.

Por último, la víctima murió el pasado cuatro de febrero y la causa de su caída incluso se estudia, conforme notifica el Diari de Gerona. La Policía Local de Lloret de Mar apunta que la víctima en el instante de los hechos tendría la pretensión de subir a la acera y que el vehículo se habría tropezado, provocando una caída y un fuerte traumatismo en la cabeza de la víctima.


Hasta los cuarenta y cinco quilómetros por hora

No obstante, las circunstancias del accidente no están claras y la investigación policial prosigue abierta. El patinete que llevaba la víctima era un vehículo eléctrico que podía llegar a los veinticinco quilómetros por hora, pero de ser cambiado podría llegar a los cuarenta y cinco.

Estos géneros de automóviles han proliferado los últimos meses en las regiones de Gerona y los hay que aun pueden llegar a la velocidad de un ciclomotor. Esta circunstancia ha encendido la alarma en la Dirección General de Tráfico (DGT), quien ha comenzado a hacer una primera regularización a fin de que las autoridades tengan recursos cuando vean infracciones cometidas por este género de automóviles.

Hace ya un tiempo que las autoridades recuerdan que habría que ir con casco cuando se circula con estos automóviles, sobre todo los motorizados, pues pueden lograr grandes velocidades.


Normativa actual

Además de esto, en Lloret de Mar hay una normativa que deja clarísimo de qué forma, dónde y en qué momento pueden circular los llamados automóviles de movilidad personal (VMP), entre aquéllos que hay patinetes de adulto, segways y automóviles de esta tipología.

La ordenanza actual prohíbe a estos a circular por espacios peatonales de menos de 5 metros de anchura, o bien a hacerlo en la zona peatonal del centro de Lloret desde las diez de la noche y hasta las seis de la mañana. La circulación nocturna en estas zonas está prohibida si bien el vehículo disponga de iluminado. Asimismo está limitado ir en conjunto de más de 7 automóviles. Este último aspecto se debe a que hay empresas donde se arriendan patinetes.

Fuente: elperiodico.com

Deja un comentario